¿HAS PERDIDO TUS DETALLES?

LA RESPONSABILIDAD CIVIL

por / Jueves, 10 diciembre 2015 / Publicado enNoticias

Debemos ser conscientes de las situaciones en las que diariamente nos encontramos y que son susceptibles, o bien de sufrir un daño, o bien de recibir una reclamación por parte de un tercero.

Simplemente por ser propietarios de una vivienda, o de cualquier inmueble, de un árbol situado en nuestra propiedad, una mascota o tener menores a nuestro cargo, estamos expuestos a tener que hacer frente cualquier reclamación de un tercer, por el daño que ello pueda originar, con el consiguiente perjuicio que nos pueda ocasionar el no tener bien contratada la garantía de Responsabilidad Civil en nuestros seguros, o mucho más grave, no tenerla ni siquiera cubierta.

La responsabilidad civil, es una figura fundamental del Derecho, cuyo extenso uso y aplicación a las nuevas realidades sociales, hace que sea cada vez más conocida y necesaria en nuestra actividad diaria.

Existe una RESPONSABILIDAD CIVIL CONTRACTUAL, que es aquella responsabilidad que nace del incumplimiento total o parcial de una obligación derivada de un contrato, la cual trataremos próximamente.

La RESPONSABILIDAD CIVIL EXTRACONTRACTUAL que se fundamenta en el principio de que todo aquel que, por acción u omisión, causa un daño a otro, interviniendo culpa o negligencia, está obligado a reparar el daño causado (Art. 1902 del Código Civil). Existe un acto ilícito, aun interviniendo culpa o negligencia, pero no hay delito.

Esta Responsabilidad civil extracontractual puede ser a su vez subjetiva y objetiva.

Responsabilidad Subjetiva:

1º Por hecho propio:

  • La acción u omisión. La falta puede ser por una acción (voluntaria o involuntaria) o por una simple abstención.
  • Tiene que existir un daño real y demostrable. Si se trata de un daño material, se debe resarcir específicamente o pecuniariamente (en dinero). Si se trata de un daño moral, se debe compensar pecuniariamente.
  • La culpa o negligencia, tiene que ser atribuible al causante, bien porque tuviera intención de causarlo o bien porque pudiendo y debiendo preverlo, no lo previó por negligencia inexcusable.
  • Tiene que existir una relación de causalidad, entre la acción u omisión del agente y el daño causado al perjudicado.

2º Por hecho ajeno:

El Art. 1903 del C.C. dice que se responderá también por los actos u omisiones de aquellas personas de quienes se debe responder. Estas son:

  • Los padres, por lo hijos que se encuentren bajo su guarda.
  • Los tutores, por los menores o incapacitados que están bajo su tutela y habitan en su compañía.
  • Los autónomos y empresarios, por sus empleados en el ejercicio de sus funciones.
  • En los centros docentes de primaria y secundaria, por los escolares durante las actividades desarrolladas bajo la vigilancia del profesorado.
  • En la práctica, se hace extensible a cualquier tipo de relación de subordinación o vigilancia.

Responsabilidad Objetiva:

Es aquella que se exige en algunos casos, porque existe responsabilidad aunque no haya incurrido en culpa o negligencia, por suponer que se trata de situaciones de peligro o actividades con un mayor riesgo. Se puede exigir a:

  • Los cazadores.
  • Los automovilistas.
  • Los propietarios de un animal.
  • La Administración y el Estado. Por los daños que sean consecuencia de los servicios públicos debido a un funcionamiento normal o anormal.

Aunque existen más supuestos de RC Objetiva, las que hemos comentado son ejemplos de actividades que implican la obligatoriedad de contratación de un seguro de Responsabilidad Civil, como es el caso de los cazadores, el seguro obligatorio frente a terceros en los seguros de autos, o el seguro de RC de perros de razas peligrosas.

Tras una breve exposición de lo que significa la responsabilidad civil,

Si te interesa obtenir más información, estaremos encantados de atenderte en:

C/ Trinquet, 4

46117 Bétera (Valencia)

Telf. 96 160 27 51

Email: seguros@coabe.es

Horario de nuestra oficina: De lunes a viernes de 09:00 a 14:00 y de 16:00 a 19:00

SUBIR